El amante de la china del norte, Marguerite Duras


"Supe que él había muerto hace años. Era en mayo del 90, hace pues un año ahora. Nunca había pensado en su muerte. También me dijeron que había sido enterrado en Sadec, que la casa azul seguía allí, habitada por su familia y niños. Que había sido querido en Sadec por su bondad, su simplicidad y también que al final de su vida se había vuelto muy religioso."

Los recuerdos son dolorosos, felices, placenteros, ruines. No hay un sólo ser humano que no haya tenido una aventura inolvidable en su vida ya sea en la niñez, en la adolescencia e incluso en la adultez que se impregnara en su mente y agitado su alma. Tal es la fuerza de ese recuerdo que influye en las acciones de aquel quien lo posee, no lo abandona, lo moldea, y depende  de la persona si ese recuerdo lo deja fluir libremente o lo ata con tinta y palabras para que otros en un futuro lo conozcan tal como lo han hecho miles de personas a lo largo de los años ya sea en diarios, cartas o novelas.  Marguerite Duras, pertenece a la ultima categoria y su necesidad de dejar por escrito las vivencias de su pasado le ha abierto muchas puertas dentro del mundo de la literatura como el premio Goncourt que le fue otorgado gracias a su novela: "El amante". Primer libro donde habla casi sobre el mismo tema que "El amante de la china del norte". ¿Cuál fue el motivo que la orilló a crear esta segunda novela? La muerte del chino real que se menciona en las dos novelas. Verán, en el primer libro vemos como protagonista a una niña y su vida familiar, entre todo aparece  un chino relacionado con la niña sin embargo el vinculo entre ambos no es tocado con profundidad por eso, después de varios años, cuando Duras se entera de la muerte del chino, se pone a escribir la segunda novela profundizando en la relación entre la niña y el chino. Ya que la niña que se menciona es nada más y nada menos que la propia autora y el chino, el amante que conoció en su adolescencia. 

Aunque esta novela se centra en el amor entre los amantes de manera erotica y romantica, la influencia de otros tipos de amor no pasan desapercibidos como lo son el fraternal, materno y romántico entre amigas. Claro que no todo trata sobre el amor, también sobre los problemas que estos llevan atados: Intrafamiliares, social-económica, odio, síndrome de estocolmo, psicológica, entre otros que hacen sentir al lector dentro de una telenovela llena de drama con sus personajes bien estructurados.

"Si me casara con su hija, mi padre me desheredaría, y entonces es usted, señora, la que no querría que su hija se casara con un hombre pobre y chino".

Hay muchas cosas a destacar en esta novela, una de ellas es el nombre general que se le da a algunos de los personajes entre ellos: La niña, el chino y la madre, mientras que los otros poseen un nombre identificable. Mi primera impresión fue que lo hizo para mantener cierta intimidad, pues no la vi capaz cambiar el nombre de las personas reales para el libro pero después de analizarlo, llegue a la conclusión que la autora quiso darles a estos personajes nombres universales. Uno para destacarlos y dos para que estos fueran prototípicos, de esta manera el lector se sentiría más comodo al leer ya que las escenas continuamente están contadas como si de una película se tratase, como si los lectores fuéramos poseedores del guión y manejáramos  la cámara de acuerdo a la escena. Por otra parte tenemos el talento magistral de Duras, para contar historias sin aburrir a aquel que la lee y no hablo sólo de las escenas eróticas ni problemáticas, hablo de la habilidad que tiene para describir lugares de forma concisa y poco detallada pues nos hace viajar al sur de la Indochina francesa, su capital, sus calles y barrios franceses; la ciudad de Vinh-Long en Vietnam y sus ríos de aguas turbias que invitan al lector cantar junto a los personajes las canciones vietnamitas o bailar el Vals Desesperado que acompaña a la mujer de rojo, otro personaje universal, quien es perseguida como un tipo de modelo a seguir por la niña en las primeras páginas del libro. Y, ¿ por qué no? Bailar también junto a la protagonista una canción europea interpretada por las finas manos de la madre sobre el piano al tiempo que los amantes escriben su historia. 






Admito que la primera vez que lo leí no me gusto la forma en cómo Duras había narrado la historia, me parecía una copia burda de un guión teatral y cinematográfico, además las partes eróticas me causaban nauseas por parecerme brutales. Por un largo tiempo no pude tomar de nuevo el libro, pensaba tirarlo pero jamás pude hacerlo, y no fue hasta hace un año que lo volví a leer y comprendí que en ese entonces realmente no le había prestado atención y había juzgado sólo por juzgar. Cabe decir que la primera vez que lo leí tenía diez años y era el primer libro erótico que leía.

Para quienes estén interesados en leerlo, les recomiendo que primero lean este segundo libro y después el primero ya que la sensación de vacío que genera el final del amante de la china del norte nos hace querer saber más y para que el lector se sienta lleno debe leer el amante después. Aclaro, ambos libros pueden leerse independientemente, pero yo les recomiendo que lean ambos libros empezando por el segundo libro aunque lo correcto sea al revez. 


Ficha técnica:
Género:Erótico
Editorial: Tusquets 
Año de edición: 1991
ISBN: 8447300072


Comentarios